Desatascos Mataró
Consulta On-line
CONTACTE CON NOSOTROS

Desatascos caseros

Desatascos caseros

Puede optar por solucionar Vd. mismo los problemas en las redes de agua, sobre todo cuando estos no implican grandes trabajos y no suponen un peligro para las instalaciones.

Si cree que puede sufrir una inundación por un grave atasco, contacte con profesionales, pero si por el contrario sufre una leve incidencia en el fregadero o el inodoro, quizá Vd. mismo la solucione pronto y de la mejor manera posible. En este post hablaremos sobre dos tipos de desatascos caseros, uno efectuado en fregaderos y el otro en inodoros.

Con el fin de desatascar fregaderos, puede utilizarse una mezcla de bicarbonato y vinagre, mezcla que se realizará de la siguiente manera: se llena medio vaso con bicarbonato, otro medio vaso con vinagre y se ponen varios litros de agua a calentar con sal.

El bicarbonato debe echarse primero, procurando que caiga por el sumidero, no que quede apelmazado en la superficie. Tras el bicarbonato (o sal de frutas, o levadura química), se procede a echar el medio vaso de vinagre, con lo que se producirá una reacción. Esta reacción debe permanecer dentro del sumidero por unos 15 minutos, tras lo cual, verteremos el contenido de la olla: agua hirviendo con sal.

Para desatascar inodoros, puede utilizarse una fregona y una bolsa de plástico. La bolsa deberá hallarse en buenas condiciones, sin ningún tipo de rotura. Solo así hará el efecto de vacío deseado.

La bolsa deberá atarse firmemente a la fregona, pues cuando la metamos por el hueco del inodoro, correrá el riesgo de desprenderse si no está bien sujeta. Hay que empujar y tirar varias veces, hasta que el agua sea tragada por el hueco. En el caso de que no drene el desagüe, tal vez es que el problema es más grave de lo previsto. En este caso, póngase en contacto con especialistas cualificados.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE